jueves, 4 de agosto de 2011

Be puma my friend

Después de bastante tiempo, vuelvo, porque volver es mi camino. Y en el fondo sé que me extrañábais, no os hagáis los remolones que yo lo sé todo. Bueno, después de este baño de arrogancia, narcisismo y vanidad (y cualquier otro adjetivo que se os ocurra respecto a la acentuada autoestima, es igualmente válido). Vuelvo a poner en marcha este blog. Como ya no viajo sino que trabajo como un idiota mucho tiempo, y no tengo mi cámara de fotos ni nada de nada pues mi vida mucha chicha no tiene, la verdad. Pero no obstante, por vosotros, voy a sacar fuerzas de flaquezas para traeros cosas curiosas.

Como ésta que os traigo a continuación.
La imagen de arriba es el escudo de los Pumas de la UNAM (Universidad Autónoma Nacional de México) uno de los tres equipos de fútbol que tiene la Cd. de México. La cosa en cuestión tiene varios meses que me la encontré pero no quita lo curioso del asunto. Al principio creí que era una edición conmemorativa, ya que fueron los Pumas los que ganaron la liguilla de clausura de este año (la liga mexicana se conforma en dos liguillas independientes, a una se le llama la de apertura y a la otra de clausura). Pero al poco me encontré con que había otra lata con el escudo de los Rayados de Monterrey, pero ahora que lo pienso, éstos ganaron la liguilla de apertura 2010. Así pues reafirmo que se trataba de una edición especial de los dos campeones.

Ahora hace ya varias semanas que empezó la liguilla de apertura del 2011, y la verdad los partidos siguen faltándoles chispa, aburridillos vamos. Ya que vaya avanzando la cosa se pone más intensa.

La edición era de Coca-Cola, que acá la llaman Coca...

Ya algo más freak por mi parte; me sorprendió el uso de este tipo de aperturas para un refresco en lata, no es la primera vez que lo veía pero sí en un refresco.

A todos aquellos que siempre han sabido que no me gustaba el fútbol, y ahora se preguntan porqué coño sé tanto de fútbol ahora... Bueno, siempre procuro aplicar eso de "allá donde fueres, haz lo que vieres". Y la verdad que el fútbol aquí se vive tan diferente que es difícil que no te termine agradando. Vedlo como una evolución en mi persona, o involución, me da igual en verdad.

Por cierto, hace un tiempo acá en el DF, fui puma, pues la UNAM me acogió cuando nadie más lo hizo, ahora ando descontento y no le sigo a ningún equipo en concreto. Si todo sale como estoy planeando, volveré a ser puma :D

Vuelvo pronto.
Publicar un comentario