martes, 17 de marzo de 2009

Cosas que me gustan I

Pues sí he decidido que ahora hablaré una vez de cosas que me gustan y en otra (vez) de lo que no me gustan, así iré equilibrando la balanza y no parecerá todo tan negativo, y como ya hablé de una cosa fea en un post anterior ahora toca algo bueno, ¿no?

Así que os presento uno de mis grandes hallazgos...
¡El papel higiénico! [...]


¡Individual!

Sí, lo sé, suena absurdo, y en verdad lo es pero no me digáis que no es genial. A ver, yo es que por mis tierras queridas nunca lo he encontrado, y la verdad es que es realmente práctico. En mi caso es que me mudo en una semanas y como que da palo comprarse un paquete de nueve rollos, y que llegado el día de la mudanza tenga que llevarme los siete rollos restantes... se me hace un poco feo para seros franco.
En fin, que estaba yo en el súper buscando los rollos de Scottex (que aquí se llama diferente) y voy ya agarrando el pack super-mega(lítico)-extra-hiper-familiar cuando el santo grial de los culos se me aparece ante mis ojillos de asco por la cantidad de gente que había a esa hora en el abarrote/colmado de gran escala en el que me encontraba. Evidentemente mandé al carajo (nunca mejor dicho) el super-mega(lítico)-extra-hiper-familiar-pack y me hice con dos de estos retoños.

Luego, después de esta diminuta alegría, me percaté de lo inteligentes que son al pensar en las verdaderas necesidades de la gente, en esos pequeños detalles que nos dan la felicidad. Por que seamos sinceros, a veces los Kleenex no dan a vasto, y muchos se comprarían un rollo de estos si no tuvieran que comprarse el super-mega(lítico)-extra-hiper-familiar-pack...

Lo dicho, también hay cosas buenas.

PS: Mantengan sus culitos limpios.
Publicar un comentario